sábado, 7 de enero de 2012

Albarracín

Albarracín es una localidad y municipio medieval que se encuentra al suroeste de la provincia de Teruel.


Declarada Monumento Nacional desde 1961, se encuentra propuesta, por la Unesco, para ser declarada Patrimonio de la Humanidad por la belleza e importancia de su patrimonio histórico.






Cercando la ciudad se extiende una muralla del S. X de la que aún quedan restos como la Torre del Andador, en lo alto del recinto, pero la mayor parte es del S. XIV y está reforzada con nueve torreones de planta cuadrada. También se mantienen aún en pie dos de sus tres puertas de acceso, la de la Molina y la del Agua, conservadas ambas en perfecto estado.


En su interior nos encontramos el casco antiguo, construido sobre las faldas de una montaña y rodeada en casi su totalidad por el río Guadalaviar.



Mirando hacia el río se hallan edificadas las casas colgadas, pero es su propio paisaje urbano y el trazado de sus calles adaptadas a la ladera de la montaña, las que dotan a ésta localidad de su belleza. La extraña distribución de las viviendas ofrece una imagen de edificios apiñados, con tejados casi unidos por la limitación del espacio, con escalinatas y pasadizos, muros irregulares de color rojizo, con entramados de madera, formando un delicado equilibrio.



Otros lugares interesantes de ver son la Catedral del Salvador, situada junto al castillo, es del S. XVI con una sola nave y capillas laterales. Solo se puede visitar contratando visitas guiadas.



La Casa Consistorial S. XVI, situada en la plaza del Ayuntamiento. La Casa de la Julianeta, es de construcción popular, muy típica de Albarracín.


Por último también hay que destacar el Castillo, ubicado en el casco antigüo y actualmente en proceso de restauración. Se conservaba solamente su recinto amurallado. Fue alcázar musulmán de la familia bereber de los Banu-Razin, durante el reino de Taifas en el S. XI, que dio nombre a la ciudad.